Cohete despegando

Ayer, cuando estaba a punto de irme a dormir, me comentaba un amigo que el mercado estaba loco e imprevisible después de los fuertes movimientos que el petróleo ha experimentado esta semana.

Entiendo que sea complicado de entender, ya que no es normal que por culpa de unos supuestos ataques con drones a varias refinería sauditas el oro negro haya tenido la mayor subida en casi 30 años de cotización, revalorizándose el 15% en apenas una sesión de Trading.

Sí, he puesto supuestos ataques.

Esto me daría para escribir un libro, pero no es momento de ensuciar el post con este tipo de información. Sólo te doy un consejo: no creas nada de lo que te dicen, y menos lo que cuentan en la tele.

¿Has pensado cuántos intereses puede haber detrás de una subida del petróleo?

Te los digo yo: miles de millones de dólares de ingresos extra, de los cuales dependen gobiernos, jeques y demás altas esferas de este pequeño globo llamado Tierra.

¿Quién te dice que esos ataques no se los han auto-inflingido para generar pánico mundial, subir el barril de crudo y aprovechar el momento para rellenar unas maltrechas arcas públicas y privadas?

Piensa mal y acertarás, sobre todo si hay mucho dinero de por medio.

Dicho esto, ataques reales o ficticios a refinerías, lo cierto es que nosotros, como traders que nos dedicamos a observar el mercado y a esperar las oportunidades que éste nos deja para ganar una minúscula parte de todo lo que se mueve, nos toca adaptarnos y ser «camaleónicos» para sacar el sueldo a final de mes.

Ninguna sesión es igual a otra. Pueden parecerse hasta que de repente te viene una apertura como la del lunes 16 de septiembre, con un GAP alcista superior al 12% en el Petróleo que rompe todos los esquemas. No es la primera vez que los futuros se tambalean, como ya sucedió con el Brexit en la noche de San Juan de 2016 cuando las bolsas mundiales se desplomaron después del recuento de votos en el que Inglaterra decía adiós a Europa.

Esto no es necesariamente bueno, ni tampoco necesariamente malo. Simplemente es la realidad, y debes enfrentarla, entenderla y aprovechar este conocimiento para beneficiarte lo máximo posible.

Así que antes de entrar en materia y explicar cómo puedes aprovechar estas stiuaciones especiales para ganar dinero en este contexto, repasemos conceptos básicos juntos. Avanzamos sobre seguro.

¿Qué es la Volatilidad?

En contra de lo que la mayoría de Traders piensa, la Volatilidad es una medida de Riesgo,  y no la velocidad a la que se mueven los precios.

La Volatilidad mide las desviaciones típicas de los resultados en una estrategia de Trading o de Inversión.

Cuanto mayor sea la dispersión en los resultados de la estrategia, la volatilidad asumida también será mayor.

Lo vemos mejor con un ejemplo.

Ponemos a trabajar dos estrategias de Trading, con una cuenta de 10.000€. En ambas se ejecutan 4 operaciones con la siguiente distribución de resultados:

  • En la primera estrategia tienes los siguientes resultados: +100€, -50€, +100€ y -50€. Total +100€.
  • En la segunda estrategia alcanzamos el mismo beneficio pero dando más vaivenes: +300€, -200€, +400€ y -300€.

Ahí va mi pregunta: ¿cuál de las dos estrategias es más volátil?

En un primer vistazo la respuesta correcta parece clara: la estrategia B gana por goleada en volatilidad a la estrategia A.

profit estrategias volatilidad

A pesar de acabar con el mismo resultado, +100€ de profit en ambas, la dispersión de los trades no tiene nada que ver.

En la Estrategia A ni siquiera has llegado a estar en negativo, con una pérdida máxima de -50€, mientras que la línea naranja (Estrategia B) se parece a una montaña rusa: las variaciones en el beneficio neto son más violentas.

Una vez que tienes claro qué es la volatilidad, es el momento de utilizar un par de estrategias para ponerla a tu favor. Vamos con ellas.

Las tres medidas para ganar dinero con incrementos de Volatilidad y no sufrir un infarto

Una de las grandezas de la bolsa es que nunca vas a encontrar dos sesiones de Trading idénticas. Cada entrada es única y diferente a la anterior. La única forma de sobrevivir y ser consistente en el largo plazo es entender un sistema con esperanza matemática positiva  y tomar las decisiones con un conocimiento sólido de las reglas del juego.

Ese es el motivo por el que no soy partidario de los sistemas 100% automático: un robot está programado para ganar en un entorno de mercado determinado.

¿Qué ocurre cuando el contexto cambia? Ese mismo robot que fue ganador durante un periodo de tiempo, perderá dinero.

Te pongo un ejemplo sencillo: Un sistema mecanizado que opera en tendencial ganará mucho dinero aprovechando las largas tendencias, pero si los precios se quedan en rango lateral más tiempo de lo que duran los impulsos el sistema sufrirá, perdiendo todo lo que había ganado.

Por eso es tan importante estar alerta a posibles cambios de volatilidad. Cuando el mercado está tranquilo habrá ciertas cosas que funcionen, pero cuando lleguen los latigazos y los movimientos fuertes habrá que adaptarse para no morir en el intento.

Medidas de Gestión de Riesgo para enfrentar la Volatilidad: reduce el Volumen y sube de Temporalidad.

Nos centramos ya en cómo afrontar unos precios nerviosos y moviéndose a velocidad de vértigo ¿Qué puedo cambiar para ganar el mismo dinero y no sufrir en exceso si la volatilidad ha subido notablemente respecto a las sesiones previas?

Las tres medidas que te presento funcionarán a la perfección para este nuevo marco:

1. Buscar Objetivos Mayores

Si hace una semana el #DAX30 en un día se movía 70 puntos arriba/abajo y le estabas buscando Profits de 20 o 30, mientras que ahora se hace en un suspiro 200 puntos, lo lógico es ser más exigente con el beneficio y pedirle, por ejemplo, el doble de Profit.

La otra cara de la moneda tiene que ver con las pérdidas: se le puede dar más holgura al Stop para evitar barridas, ya que la violencia de los movimientos podría jugar una mala pasada.

2. Bajar el lotaje de las entradas

Esta medida se toma para equiparar el riesgo en las operaciones La finalidad es tener las mismas reglas de juego después de haber subido el objetivo. Si vas a por operaciones de 100€ con 20 pips en EURUSD y ahora le estás buscando un objetivo de 60 pips, para sacar esos mismos 100€ reduciremos entre 3 el volumen utilizado.

Cambio de Volumen en Volatilidad

Manteniendo el mismo lotaje que en periodos tranquilos la cuenta estará descompensada. Es cierto que si la trade sale bien se ganará más, pero si salta un Stop será mucho más difícil recuperarlo porque se habrá perdido bastante más que de costumbre.

Lo ideal es hacerlo con una tabla para calcular en segundos el volumen dependiendo del activo y el contexto. Esta herramienta automática la entrego en mi Curso de Trading en el módulo de gestión monetaria.

3. Permanecer más tiempo con las operaciones abiertas

Es la última pata del banco para absorver la volatilidad, y la que suele costar más. Reconozco que soy de los «culoinquietos» : prefiero estar minutos en vez de horas delante de las pantallas. Cuanto antes tengo el objetivo, antes me voy a hacer otras cosas.

Sin embargo a veces me veo obligado a quedarme quieto y esperar, sobre todo en estos escenarios que así lo requieren. No me cuesta porque sé que es lo correcto y prefiero ser fiel a mi sistema de trading en lugar de estar dando saltos y cambiándolo como pollo sin cabeza.

En el siguiente ejemplo te muestro un caso REAL para que sea más fácil entender las modificaciones comentadas ante los incrementos de volatilidad:

Tras el GAP alcista histórico con el que amaneció el Petróleo, en estas dos últimas sesiones de Trading he hecho dos entradas en #BRENT: una venta que generó +320€ de beneficio y un largo cerrado con +137€ en el bolsillo.

¿Cuál es la diferencia entre estas dos entradas y la forma en la que operaría durante una sesión normal? El Volumen, el Objetivo y el Tiempo permanecido en el mercado.

Mi lotaje habitual para el Brent en Intradía son 5 lotes. Ahora bien, cuando vi que la cosa se ponía fea y que los movimientos fuertes habían llegado para quedarse, decidí bajar el número de contratos y utilizar solamente 1,5 lotes en la primera entrada y 2 en la segunda.

Compenso esta bajada en el Volumen yendo a por un objetivo mayor. Mi target promedio está entre 30 y 40 ticks ($0,30-$0,40) y en esta ocasión le he ganado 240 y 80 ticks. Es decir, multiplicándolo por 7 y 3 veces. El resultado final es similar al de otras entradas porque se compensaba con una bajada del 66% en el volumen.

El tiempo medio por trade también está por encima. Por norma general los intradías me duran entre una hora y dos, y sin embargo en esta ocasión estuve dentro 8 horas. En la segunda con casi 1 hora fue más que suficiente para obtener el Profit.

A pesar de haber modificado estos dos parámetros el resultado final fue parecido a lo que he podido obtener en cualquier otra sesión de Trading. Esto es justo lo que buscaba. Di el día por bueno y preferí no seguir tentando a la suerte.

¿Dónde está el éxito de la estrategia si al final gané lo mismo? En llegar al mismo camino asumiendo muchísimo menos riesgo, como te demuestro en el siguiente apartado.

Los robots no entiendes lo que está pasando en directo: adáptate para sobrevivir

¿Qué hubiera ocurrido si, en lugar de entrar con 1.5 y 2 lotes, me hubiera comportado como un robot? Es decir: en mi sistema veo un Setup, no cambio nada y utilizo los mismos 5 lotes de siempre, aunque en ese momento el mercado se haya vuelto loco.

Que el riesgo por operación hubiera sido muchísimo mayor que el habitual, y eso es algo que no estoy dispuesto a soportar cuando mi primer objetivo al hacer Trading es evitar la ruina.

Si mi Hard Stop está en 700€, en un entorno de máximo riesgo podría verse multiplicado por 4 o incluso por 5: pudiendo perder más de 3.000€ por no querer reducir el volumen. Un sinsentido absoluto que prefiero evitar a toda costa.

Conclusión

El mercado no es un ente homogéneo, predecible y contante, sino que los cambios están a la orden del día. El trader es el único responsable de entender lo que está sucediendo en cada momento y ajustar los parámetros para enfrenarse a él con garantías, ya que el mercado nunca se va aa ti.

Uno de los parámetros que cambia con más frecuencia es la volatilidad entendida como medida de riesgo. Factores externos como noticias impredecibles (por ejemplo un atentado), o internos como cambios repentinos en la oferta y demanda de un producto, suelen resultar en un incremento súbito de volatilidad por un tiempo.

La labor del trader es compensar ese incremento de riesgo en cada entrada ejecutada y para alcanzar ese objetivo es imprescindible:

  1. Exigirle más puntos al objetivo.
  2. Reducir el volumen de los trades.
  3. Permanecer más tiempo si el objetivo lo requiere.

Recuerda: el objetivo número 1 al hacer Trading es sobrevivir, por lo que anteponer la gestión del riesgo a la rentabilidad es el camino que todos los ganadores siguen. Con las prioridades claras será más fácil dar los pasos en la dirección correcta.

Si haces las cosas bien te garantizo que los beneficios terminarán llegando, por eso ni te preocupes ;).

En mi Curso de Trading trabajamos con escenarios reales de más y menos volatilidad No se trata de enseñarte una teoría y soltarte al mercado para que dilapides tu dinero. Lo que hago es prepararte y trabajar juntos en directo todos los días, codo con codo. Así se forja un trader y lo demás es cuento.

Sí, te enseño un sistema, pero salimos todos los días a defenderlo en el mercado y a sacar operaciones positivas. Ponemos en práctica lo aprendido y te acompaño en estos 3 meses con una tutoría semanal para ayudarte a evolucionar mucho más rápido que yendo por tu cuenta.

No lo dudes y únete ya a la mejor comunidad de Trading en habla hispana 🙂

Un fuerte abrazo a todos y que la volatilidad te acompañe.

Enrique Mazón

Cara Enrique Mazón

¿Te ha gustado el artículo?

Empieza ya el Curso Gratuito de Análisis Técnico y Chartismo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *